OPINIÓN. Griezmann se sigue riendo de su afición (con la aparente connivencia del club)

FUTURO DE ANTOINE GRIEZMANN (OPINIÓN). Como si de un spinoff de mal gusto del Show de Truman se tratara, Antoine Griezmann ha convertido su continuidad en un reality show, cruel e irrespetuoso con su afición. Acostumbrado al show business embebido hasta en sus celebraciones de gol, el francés dirimirá su futuro en un docureality al estilo de ‘The Decision’ protagonizado por Lebron James. Por si no fuera suficiente el esperpento, el documental del francés está producido por Gerard Piqué y tanto Atleti como Barça conocerían el contenido del documental y el futuro del delantero desde hace días. El club (por acción u omisión) parece aceptar esta nueva extravagancia del galo.

No Antoine, esto no es la NBA

El delantero francés Antoine Griezmann ha decidido que no era suficiente show haber mareado con su continuidad toda la temporada y ha decidido continuar su circo particular. Tras mostrarse ambiguo y mohíno en varios tramos de la temporada, Griezmann cree que el socio que se priva de mil cosas para pagar su abono cada año quiere un espectáculo bochornoso como este para saber si su abono es para aspirar a ganar títulos o a mantener el tipo. ¡Claro! es justo lo que quiere el abonado (que ya ha debido pagar su renovación previo a conocer dicha decisión) tras soportar mofas entre la incertidumbre y la decepción con esta actitud divesca, decida lo que decida la estrella egoísta de turno.

Esta noche a las 21:15, en exclusiva en Cero se emite el documental La Decisión en la que el jugador habla de su futuro. Según la nota de prensa del canal, el contenido del documental resolverá su futuro, “Atleti o Barça. Griezmann se enfrenta a una de las decisiones más importantes de su carrera. Vivimos con el delantero los dos meses previos a su decisión justo antes de viajar a Rusia para la disputa el Mundial. Sus reflexiones, dudas, sus miedos, sus expectativas, sus sueños… la opinión de su familia, mujer, de sus hermanos. Todo cuenta en la decisión final de Griezmann”.

Se resuelva o no su futuro se ha jugado con los sentimientos del aficionado

El documental está claramente basado en un análogo que se hizo sobre la continuidad de Lebron James llamado The Decision que recaudó fondo con fines benéficos y tras el cual venía una entrevista en la que el jugador desvelaba que dejaba su equipo para marcharse a Miami. El documental está producido por Kosmos Studios, productora participada por Gerard Piqué, jugador del FC Barcelona, creando así una madeja de intereses cruzados en las que prima el espectáculo sobre el sentimiento del aficionado.

Con estas palabras cargadas de sorna empieza su promo: “Estaréis hartitos por los comentarios que dicen si me voy, si me quedo, cuánto me dan… ” No Antoine, los atléticos están hartos de que pienses que estás por encima del club. El niño del Atleti del que se burlan en el colegio casi todos sus compañeros del Real Madrid o del Barça porque pierde su enésima estrella por una billetera ajena no entiende de documentales y cada vez le cuesta más elegir un ídolo de rojiblanco. Porque decida lo que decida Antoine, la decepción ya es la sensación más predominante para el seguidor rojiblanco.

Hartitos de Antoine

Aunque fuera por un fin benéfico, hay cosas con las que no se juegan

Ejemplo del nivel de falta de respeto y perdida de papeles es quien está promocionando el documental de Griezmann, ni más ni menos que Gerard Piqué cuya empresa ha producido el documental. Sugiere preparar palomitas. Lo más normal en la mayoría de la afición de ambos clubes sera querer mandar a ambos jugadores y clubes a freír espárragos. Estas jugadas pseudopublicitarias pueden hacer gracia en EEUU donde los equipos tienen mucho menos arraigo y las aficiones son infinitamente menos pasionales que las europeas o sudamericanas. Sorprende que no hayan tenido en cuenta como un anuncio así no se vea como un disparo en el pie.

Mal también quien lo permite

En ambos clubes sabrían la decisión final del jugador y por tanto esta falta de respeto lo sería menos para los clubes. Los inéditos movimientos decididos del Atlético en el mercado veraniego comportándose como un equipo grande cerrrando a Lemar y acercando la llegada de Sidibé harían pensar que la decisión de Antoine es la de quedarse. Al menos no dejaría mal a Godín que habló con la grada en el último partido y habría tenido a bien avisar a Gabi, Cholo y todo el vestuario. Sin embargo la peligrosa permisividad del club con las extravagancias del siete recuerdan las salidas de tono que han permitido Real Madrid y Barça a Cristiano Ronaldo o Neymar. ¿Es a esa mesa a la que se quiere sentar el galo? ¿A la de ser un egoista que se cree por encima del club que representa? Que no me esperen para reírle las gracias o dar bombo a sus niñerías. El Atlético de Madrid y los atléticos son más importantes que cualquier jugador y quien no lo entienda haría bien en no estar aquí.

COMENTARIOS