Ghana se niega a pasar un control antidopaje, ¿Thomas salpicado?

Fotografía: YASUYOSHI CHIBA/AFP/Getty Images

THOMAS. Tras la derrota contra Kenia, cuatro jugadores de Ghana se negaron a pasar un control antidopaje. Según la Agencia Antidopaje de Kenia, eran cuatro de los jugadores clave del equipo. El caso está puesto en manos de la Agencia Mundial Antidopaje. Uno de ellos es Atsu, del Newcastle.

El pasado fin de semana, Ghana visitó a Kenia en el parón por selecciones en la disputa de la clasificación para la Copa África de Naciones 2019. Los locales se impusieron por 1-0, pero el partido quedó empañado por todo lo que sucedió después, cuando la Agencia Antidopaje de Kenia (ADAK, por sus siglas en inglés) trató de someter a pruebas a los jugadores de ambos equipos.

Cuatro jugadores de cada equipo fueron elegidos y mientras los locales no tuvieron problema en someterse al test, los ghaneses se marcharon sin hacerlo. Responsables de la selección, entonces, escudaron su fuga en que nadie les había avisado de que sus jugadores iban a ser sometidos a las pruebas, cosa que no es necesario hacer. La ADAK no tiene potestad alguna para sancionar, pero según la propia agencia, ha puesto el caso en conocimiento de la Agencia Mundial Antidopaje (WADA, por sus siglas en inglés).

La prensa inglesa, haciéndose eco de lo recogido en los medios de Kenia y Ghana, apunta a que uno de los jugadores es Christian Atsu, que actualmente juega en el Newcastle y es uno de los jugadores con más nombre de la selección. “Nuestro objetivo era que pasaran el control los jugadores más importantes de cada equipo”, afirma la ADAK. Es posible pensar (aunque no hay nada confirmado) que uno de esos jugadores pudiera ser Thomas, que ha portado el brazalete de capitán en las últimas citas con su selección (el domingo el capitán fue Amartey, del Leicester) elegido por sus compañeros como el mejor jugador de la selección. Entre los que disputaron el partido, además de Atsu, Amartey y Thomas, destacan las figuras de Acquah (Empoli) y Daniel Opare (Royal Amberes), aunque su incidencia en el combinado es menor que la de los tres antes nombrados.

Tenemos la libertad y el permiso para realizar estos controles y ahora la obligación de poner en conocimiento de la WADA lo que ha sucedido”, afirma Sarah Shibutse, directora de la ADAK. La WADA, por su parte, aún no se ha pronunciado, aunque sí parece claro que tiene los nombres de los otros tres jugadores que se negaron a pasar la prueba.

Fotografía: YASUYOSHI CHIBA/AFP/Getty Images.

COMENTARIOS