Club Opinión Nunca solo tú estarás

Nunca solo tú estarás

Simeone:
Tania Delgado / Esto es Atleti
- Publicidad -
- Publicidad -

A punto de finalizar el año 2011, el Atleti, muy lejos de Europa en la Liga y recién eliminado por el Albacete (2ºB) en Copa, veía el futuro con inquietud. Llegó el Cholo, y el rumbo cambió radicalmente, para bien. Diego Pablo Simeone, el día de su presentación, dijo que le gustaría ver a un Atleti “fuerte, agresivo y contragolpeador”. Tras una travesía en el desierto que duró demasiado, a los atléticos se nos devolvió el orgullo deportivo, aparte del que siempre hemos tenido de pertenencia. El Atleti volvió a ser un equipo molesto como el míster buscaba. Ocho años después, algunos valientes, ponen su ciclo en duda. Hay que quererlos.

Simeone: «Prefiero jugar bien a jugar lindo»

Como los buenos arquitectos, empezó a construir la casa por los cimientos. La defensa era clave para ganar, ganar y ganar. El Atleti, a su llegada, había ganado cinco Trofeos Zamoras en toda su historia. El Atleti del Cholo, ya ha igualado esos cinco y va camino del sexto. Courtois, en dos ocasiones, y Oblak, con tres, camino del cuarto este año, han sido sus pupilos. El esloveno ya es el portero extranjero con más Zamoras de la historia de la Liga e igualó en 2016 el récord de Liaño de mejor promedio de goles por partido. Ahora va a por su cuarto entorchado y sólo tendrá por delante a Valdés y Ramallets, los únicos con el Zamora de Oro (cinco trofeos). La defensa, con el argentino, es un arte. Y una temporada más, va camino de bordarla, pese a lo que se pueda escuchar.

- Publicidad -

Simeone: «Las finales no se eligen, se juegan y se ganan»

“No sabe plantear finales”. Un argumento nada más lejos de la realidad, agrandado por la repercusión de las finales de Champions. Analicemos. El Atleti del Cholo ha jugado diez finales, contando el último partido de Liga del 2014, que fue una final encubierta. En esas diez finales, se jugaron doce partidos y en los noventa minutos de esos doce partidos el Atleti no perdió ninguno. Sólo perdió las dos de Champions (una en prórroga y otra por penaltis) y la Supercopa de España (desempate por goles en campo contrario), ante Real Madrid y Barcelona. Y ganó siete títulos a Real Madrid (3), Barcelona, Chelsea, Marsella y Athletic. Casi nada. Por cierto, para los olvidadizos, la última final metiéndole cuatro goles al Real Madrid tricampeón de Champions en la Supercopa de Europa. Esta temporada. Por mucho foco de las Champions (la mala suerte se cebó con el Atleti), si llega una final, que a mi equipo lo dirija el Cholo. Siete de diez.

Simeone: «Juega cada partido como si fuera el último»

Simeone, gracias a su filosofía, ya es el entrenador del Atleti con más títulos, superando al mítico Luis Aragonés. Temporada a temporada su figura se sigue acrecentando. Jamás en la historia del Atleti, en ocho temporadas se habían logrado siete títulos. Jamás en la historia del Atleti se había logrado estar entre los tres primeros de la Liga durante seis temporadas seguidas. El Atleti había disputado ocho veces la Champions antes de su llegada, con él, ya van seis temporadas. Y sorpresa, el Atleti de Simeone, en esta temporada, volverá a acabar la Liga entre los tres primeros y volverá a jugar Champions por séptimo año consecutivo, añadiendo un título más (Supercopa de Europa) a sus vitrinas en esta temporada.

Simeone: «El esfuerzo no se negocia»

Desde el principio, entendió que la única manera de ganar títulos, era competir con equipos que tenían más recursos y que los siguen teniendo, pese al crecimiento del Atleti en estos años. Y la única manera de poder molestarles, era con esfuerzo. En ello sigue. Porque el éxito sólo está por delante del trabajo en el diccionario. Mientras ustedes leen, Simeone sigue trabajando sin descanso por situar al Atleti lo más alto posible. Y en ese camino, Cholo, nunca sólo tú estarás.

- Publicidad -

Fotografía: Tania Delgado / Esto es Atleti

COMENTARIOS

- Publicidad -