Once guerreros que quieren ser eternos

Tras cuatro empates a lo largo de esta temporada ya tocaba que algún equipo inclinase la balanza hacia su lado y el Atleti quiso que fuera el suyo. A ello ayudó el Caderón. Y mucho. Simeone ideó un plan que sorprendió al Barcelona con veinte minutos mágicos en el que los catalanes solo pudieron encomendarse a la Virgen de la Merced. En esa brutal ofensiva llevada acabo por los colchoneros, Koke anotó el gol que, a la postre, serviría para clasificar, después de cuarenta años, al Atlético de Madrid a semifinales. Antes del partido un enorme mosaico recordó a Luis Aragonés y su ‘Ganar, ganar, ganar y volver a ganar’, una filosofía que el Cholismo está haciendo realidad gracias a una lucha sin cuartel por cada balón, a una solidaridad impropia de un equipo de fútbol y a una fe inquebrantable. Los guerreros del Cholo amenazan con ser eternos. De momento se han ganado el respeto del mundo del fútbol.

Courtois 8

El belga no tuvo que aparecer demasiado aunque cuando las circunstancias lo exigieron lo hizo a las mil maravillas. Sacó una mano prodigiosa en un cara a cara con Neymar y atajó todos los tiros que le llegaron desde fuera del área.

Juanfran 8

La cita exigía la mejor versión del lateral y , la verdad, es que fue un auténtico muro para sus rivales. Incansable en labores defensivas, cuando se proyectaba en ataque siempre sumaba. Ni Iniesta, ni Neymar, ni siquiera los apoyos de Jordi Alba pudieron con el lateral que estuvo muy concentrado durante todo el partido.

- Publicidad -

Godín 8’5

Uno de los que forma la columna vertebral de este equipo. El uruguayo fue el culpable de que Messi estuviese desaparecido durante toda la eliminatoria. Sus coberturas a Filipe y sus anticipaciones al borde del área cortaron infinidad de ataques barcelonistas. Sus salidas en tromba con el balón jugado son marca de la casa. El faraón es el jefe de la defensa rojiblanca.

Miranda 8

Si Godín es el jefe de la defensa, el brasileño es el mariscal. Si el uruguayo pone la jerarquía y el pundonor, el veintitrés pone la calma. Impecable por arriba e insuperable por abajo, estuvo muy atento para cerrar los espacios que dejaban Gabi o Tiago cuando salían a presionar.

Filipe Luis 8’5

Posiblemente sea el mejor lateral izquierdo en la actualidad. Noventa minutos de lucha y pelea. El brasileño no tuvo piedad de su compatriota Dani Alves, lo superó cada vez que lo encaró y redujo las ofensivas del barcelonista a centros laterales. Su sociedad con Koke en ataque es para enmarcar  y su trabajo defensivo obliga al elogio. Otra actuación para recordar de Filipe Luis.

Tiago 8,5

El portugués dio un auténtico recital en el centro del campo otorgando equilibrio al equipo. Inyectó calma a los suyos cuando en la segunda mitad se precipitaban con el balón. Perfectamente compenetrado con Gabi, guardaban la posición o presionaban alternativamente, dosificando esfuerzos y entorpeciendo enormemente el juego combinativo del Barça. Sin rival en los balones aéreos, sus continuas ayudas fueron un desahogo para sus compañeros.

Gabi 9

Él es el capitán de la tribu, nadie entiende mejor a los suyos y si la grada pide que los suyos muerdan, él saca gasolina de la nada y presiona hasta la extenuación. Fue un estorbo constante para Xavi e Iniesta, quienes nunca lograron triangular con claridad. Las ayudas de Gabi permitían superioridades continuas en la presión que facilitaban la recuperación del balón. En la segunda mitad apoyó a sus compañeros en varios contragolpes e incluso en uno de ellos tuvo la llave para sentenciar el partido. Es el pulso del equipo.

Koke 9’5

Posiblemente anotó el gol más importante de toda su carrera futbolística. El canterano dio un recital en el campo con balón y sin él. Surtió a los delanteros y se mostró valiente a la hora de ofrecer una salida con el balón a sus compañeros. Su asociación con Filipe va camino de ser legendaria. Su físico está por encima del de sus rivales, lo que le permite ser un soldado más esa defensa tremendamente solidaria y efectiva que ha armado el Cholo. El orgullo del Calderón.

Raúl García 8

El navarro batalló como deben de hacerlo los soldados del Cholo. Tuvo sus más y sus menos con Cesc Fábregas y Jordi Alba. Su cabeza fue el faro que buscar a la hora de sacar el balón por alto. Sin hacer ruido se ha convertido en una pieza clave de este esquema y, ante un grande, vuelve a ser un ejemplo de lucha e insistencia.

Adrián 8

Simeone no duda de su calidad y en el momento más complicado apostó por él. Ayer dio lo que necesitaba el equipo: velocidad en ataque con y sin balón para romper la barrera defensiva del Barcelona. Estrelló un balón al palo y, lejos de precipitarse en la acción inmediatamente posterior, asistió con la cabeza a Koke para que anotara el gol. Fue sustituido por Diego y el Calderón coreó su nombre. Se volvió a ver aquel jugador que enamoró a la hinchada rojiblanca hace dos años. Debe confirmarlo.

Villa 8

Si se le puede poner un pero a la actuación del ‘Guaje’ es que se marcha de esta eliminatoria sin anotar un gol.  Ayer disfrutó de dos oportunidades clarísimas para anotar, pero se estrellaron en los palos. Realizó ese trabajo sucio que tanto le gusta a Simeone, apoyó a sus compañeros en el centro y presionó a Bartra y Mascherano hasta obligarles a rifar el balón. Sensacional su trabajo.

SUPLENTES

Diego 7’5

El brasileño saltó al campo para dar tranquilidad al equipo. Su principal función fue mantener la posesión del esférico y repartir el juego colchonero. A final del partido él era quien mandaba, cogió el balón, se fue al córner y mantuvo la pelota ante el acoso blaugrana hasta llegar a desesperar a la familia culé. Su golazo en el Camp Nou nos hizo soñar y ayer en el Calderón entró en el momento exacto para certificar el pase.

‘Cebolla’ Rodríguez 7

El uruguayo disfrutó de algunos minutos en el que se le pedía la máxima intensidad posible y numerosas carreras en ataque. Puso esa energía que tanto necesitaba el equipo y volvió a pegarse con la defensa, pudo sentenciar en una clara ocasión, pero su zurdazo fue repelido por Pinto.

ENTRENADOR

Simeone 10

No hay palabras para describir lo que ha logrado metiendo al Atléti en semifinales de Champions después de 40 años.  Y en Liga tiene al equipo líder a falta de seis jornadas. En el Calderón, el Cholo le volvió a ganar la partida al ‘Tata’ Martino que no supo frenar las embestidas rojiblancas de la primera mitad y su esquema ofensivo murió ante las murallas rojiblancas en la segunda mitad. Se rumorea que el Cholo tiene un plan para hacernos campeones de todo. Quien se atreva a dudarlo que dé un paso al frente.

 

Antonio Rodríguez  [social_link type=»twitter» url=»https://twitter.com/nonorp» target=»on» ][/social_link]

Fotografía: [social_link type=»twitter» url=»https://twitter.com/TD_Fotografia» target=»on» ]https://twitter.com/TD_Fotografia[/social_link] Tania Delgado Fotografía

COMENTARIOS