Un Atleti de traca

Campeonato Nacional de Liga. Jornada 7. Valencia 3 Miranda (p.p.) 6′, André Gomes 8′, Otamendi 13′) – Atlético de Madrid 1 (Mandzukic 29′)

Encaraba el Atleti la tercera de sus finales antes del parón con la idea de doblegar a un rival directo en la pelea por los puestos Champions. La misión era difícil por el rival, el escenario y el cansancio acumulado, pero se tornó imposible cuando los colchoneros encendieron la mecha de la traca. En trece minutos encajaron tres goles, Siqueira falló un penalti al borde del descanso y Cerci vio dos amarillas en veintiséis minutos. Tras años acostumbrados a su fiabilidad nos habíamos olvidado de su tendencias autodetructivas. A pesar de todo ello el Atleti no jugó un mal encuentro.

Saltó el Atlético de Madrid al césped de Mestalla con un once en el que se encontraban las rotaciones anunciadas. Buena noticia, ninguno de ellos desentonó. Aunque lo cierto es que se podría decir que el equipo de Simeone salió al campo con el partido empezado. Exactamente un cuarto de hora tarde. Para entonces el Valencia ya había anotado tres goles. El primero, de hecho, lo anotó Miranda en un fallo grave de coordinación entre el central y el portero en una jugada en la que no había ningún jugador valencianista de por medio. El fallo evidenciaba la caraja del Atleti. Un estado que se manifestó aún más con el segundo tanto. Otra vez los mismos protagonistas. Miranda fue incapaz de frenar a su marca que tras un buen recorte se plantó en el vértice del área pequeño donde Moyá salió mal y encajó un gol por el palo corto. El tanto de André Gomés desataba la fiesta en las gradas chés. Una fiesta que apunto estuvo en convertirse en rave cuando Otamendi marcó el tercero cinco minutos después.  Mandzukic no siguió su marca y el central valencianista entró como un obús para rematar a gol ante la tímida oposición de Tiago.

Tras el tanto, los colchoneros empezaron a recuperar las constantes vitales poco a poco. Mandzukic, tuvo media y la marcó. Un disparo de Tiago es despejado por Alves y el croata conecta el rechace con la cabeza para acortar distancias. El segundo gol liguero del punta avivó las esperanzas rojiblancas hasta que Siqueira las apagó. Un penalti de Gayá sobre Arda (antes hubo una mano de Barragán que el árbitro no vio) fue errado por el lateral al borde del descanso.

Con toda la segunda parte por delante, el Atleti tenía tiempo para remontar. O al menos intentarlo. No fue así. En la segunda mitad el conjunto de Simeone fue incapaz de llevar peligro a la portería defendida por Alves. Ni siquiera los cambios dieron más mordiente al equipo rojiblanco. Para colmo, Cerci, a años luz fisicamente del resto, vio dos amarillas en menos de veinticinco minutos. Dos amarillas discutibles, por cierto. La primera por una entrada en medio del campo y la otra por ayudarse del brazo para controlar un balón dentro del área valencianista en el minuto 91.

- Publicidad -

La derrota deja un mal sabor de boca a los colchoneros justo antes del parón liguero. El trabajo terminará por dar sus frutos. Mientras tanto, el Atleti sigue arriba.

Jugaron: Moyá, Siqueira, Miranda, Godín, Gámez, Koke, Tiago (Raúl García 73′), Gabi, Arda Turan (Raúl Jiménez 69′), Griezmann (Cerci 65′) Mandzukic 

Árbitro: González González (colegio Castellano-Leonés) amonestó a Cerci en dos ocasiones (68′ y 91′) por lo que fue expulsado

Iván Fuente[social_link type=»twitter» url=»https://twitter.com/ivanindetapia» target=»on» ]https://twitter.com/ivanindetapia[/social_link]

Fotografía: Club Atlético de Madrid

COMENTARIOS