Griezmapolitano

OSCAR DEL POZO/AFP/Getty Images
Estadio Wanda Metropolitano – Madrid – 17/09/2017 – 20:45h – LaLiga Santander – Jornada 4

Atlético de Madrid

Griezmann 60′
1
0

Málaga C.F.

Árbitro: Sánchez Martínez (Comité Murciano)

CRÓNICA. Noche de estreno para el Atlético de Madrid. El equipo de Simeone no se dejó distraer por un partido trampa y ganó en la inauguración del Metropolitano. Griezmann marcó un gol para la historia en su retorno liguero tras su sanción de dos partidos.

En una noche tremendamente memorable, el partido fue lo que menos recordarán los que fueron al Metropolitano un 16 de septiembre de 2017. Probablemente porque (al igual que los espectadores) los jugadores jugaron con un porcentaje de despiste mayor del recomendable, deslumbrados más de lo que admitirán por la cúpula iluminada, el aspecto de estadio moderno y las instalaciones de vanguardia.

68.000 banderas al viento recibieron al equipo en su nueva casa al son del paradójico «Yo me voy al Manzanares…» que hacía a todos sentirse más en casa a pesar de la incongruencia. El Atlético quiso ejercer el dominio de salida y el Málaga hizo de comparsa gran parte de la primera parte. La primera media hora generó apenas un par de disparos desviados de Saúl y Correa.

Salió fuerte el Atleti, mereció marcar primero Borja pero estaba Oblak

Sin embargo la profecía del canterano marcando en la apertura del estadio, estuvo cerca de cumplirse de manera inversa. Uno de la casa, Borja Bastón, atlético de cuna, se escapó  en una contra vertiginosa a diez minutos del descanso y encaró a Oblak con un disparo demoledor. Sólo la mano prodigiosa del esloveno, firme y bien colocada, mitad instinto, mitad talento, denegó el gol inicial del Metropolitano al delantero que nunca quiso quedarse Simeone.

El Atlético despertó del letargo en el que se había sumido tras el buen inicio después del cual había llegado el tran-tran tan característico del Atlético cuando no va perdiendo. Correa combinó con Saúl en la frontal de manera genial pero falló en el disparo chutando centrado y a las manos de Roberto. Así se iría el partido al descanso, con dominio estéril del Atleti y con el susto en el cuerpo.

- Publicidad -
Gonzalo Arroyo Moreno/Getty Images

Thomas, aseado en la transición ofensiva, pero sin profundidad se quedó en la caseta para dar minutos a Carrasco que es más efervescente cuando sale del banquillo espoleado como un toro tras el tercio de banderillas. Con ganas de reivindicarse, el belga canalizó su rabia en buenas jugadas.  Pero no parecía suficiente y Torres había sido llamado a la banda, parecía lo suyo para los que creen en la fuerza del sino tras disparos sin recompensa de Carrasco y Saúl.

Pero Correa no cree en hechos predestinados sino en jugadas soñadas. Cuanto más difíciles, mejor. El argentino recibió en banda en una situación de dos contra una y tras una genialidad se fue de su par más cercano y centró al único que parecía saber que había un potrero con ganas de hacer historia. Griezmann recogió la primera asistencia de la historia del Wanda Metropolitano y mandó el balón a dormir a la red de Roberto. El francés entra así en la historia del club de manera definitiva. Correa también por la primera asistencia en la historia del estadio.

Oblak no dejó a Rolan jugar con la historia y se encargó de sacar su tercer balón de la noche tras disparo del puto andaluz. El partido murió con el resultado binario que tanto le gusta a Simeone (1-0 en casa; 0-1 fuera). Cambia el escudo si quieres, cambia el estadio si ese es tu deseo… si te atreves cambia el himno incluso. Pero los dogmas del Cholismo, el partido a partido, el gol a gol no lo cambiarás tan fácilmente.

Vive el Atleti una era de borrachera de efemérides, hitos y cambios vitales tan continuado que se ha instalado en un ciclo incesante de cambios. El crecimiento deportivo brutal, ha permitido un crecimiento institucional análogo que ha traído cambios (sobrevenidos y voluntarios). El club, cabalgando a lomos del éxito deportivo, ha decidido crear un antes y un después vinculando la era exitosa de Simeone, indeleblemente a un traslado de estadio, un cambio de escudo y una reordenación profunda para alcanzar una modernización que rompa con el pasado de manera tajante. Tanto cambio en un club en el que hace una década sólo cambiaban cosas para peor es difícil de asimilar para muchos. Este hacer de lo extraordinario, rutina ordinaria. A algunas personas les genera ilusión y a otras rechazo.

El desembarco en el Wanda Metropolitano ha contado con legiones de entusiastas. No parece arriesgado decir que son una enorme mayoría. Muchos otros sin embargo han repudiado todo cambio institucional, viéndolo como una manera de dar la espalda a la historia. Esto ha producido una honda división entre aficionados. Es responsabilidad del club que tanto ha influido en generar este cisma (de manera consciente o no) , cerrar heridas y unir a su afición. El pobre ambiente en la grada durante algunos tramos del partido puede explicarse en parte por esta división. No hay atléticos buenos y atléticos malos. Hay atléticos y no sobra ninguno, piense lo que piense y le gusten lo que le gusten estos cambios tan profundos.

Ficha del partido
Atlético de Madrid 1-0 Málaga CF

Atlético de Madrid

13Oblak Portero
3Filipe Luis Defensa
2Godín Defensa
19Lucas Hernández Defensa
20Juanfran Defensa
6Koke Centrocampista
8Saúl Centrocampista
5Thomas 10 Centrocampista
10Carrasco 5 Centrocampista
14Gabi Centrocampista
11Correa 9 Delantero
9Fernando Torres 11 Delantero
7Griezmann Delantero

Málaga CF

1Roberto Portero
3Diego González Defensa
4Luis Hernández Defensa
15Federico Ricca Defensa
18Rosales Defensa
5Esteban Rolón 20 Centrocampista
20Keko 5 Centrocampista
14Recio Centrocampista
28Mula Centrocampista
8Adrián Delantero
9Borja Bastón Delantero
11Gonzalo Castro 10 Delantero
10Juanpi 11 Delantero

1-0 60′ Griezmann remata al primer toque un pase cruzado por Correa tras irse de dos.

64′ Carrasco por falta en el centro del campo

76′ Juanfran por juego peligroso

88′ Keko por juego brusco

90′ Recio por falta brusca

Fotografías: Esto es Atleti/Gonzalo Arroyo Moreno/Oscar del Pozo/Getty Images

COMENTARIOS