Carrasco pide irse

MERCADO CHINO. De manera sorpresiva saltó ayer la noticia de que Yannick Carrasco habría pedido irse al Dalian Yifang, equipo propiedad de Wanda, el hasta hace poco accionista del Atlético de Madrid. La noticia la adelantó Belén Sánchez, periodista de la Sexta. El agente del jugador tendría permiso expreso del club para negociar un traspaso. Las noticias de la oferta variaron desde los 60 millones iniciales hasta los 30 millones de euros, cantidad insatisfactoria para las partes.

El Dalian Yifang chino podría ser el próximo destino de carrasco

Algo raro flotaba en el ambiente pues el Atleti no facilitaba como era la norma su convocatoria a la finalización del último entrenamiento. Además la rueda de prensa de Simeone llegó con un titular que el propio entrenador hizo poco por esquivar «No haría todo lo necesario por que se quedara Torres la temporada siguiente«, a respuesta de una pregunta de una reportera de Noticias Cuatro que preguntaba si haría lo necesario para que Torres renovara y se quedara. El jugador belga no irá hoy convocado para el partido de vuelta de Europa League.

Carrasco llevaría desde verano forzando su salida a china

Se fue filtrando desde el entorno del equipo que la lista no salía por un motivo extradeportivo pero que Carrasco no estaba en la convocatoria. Según informan algunos medios la oferta no satisface ni al club ni al jugador. Las cifras que se barajan son de 30 millones para el club de las que la cuarta parte se las llevaría el Monaco, su club de origen. El jugador vería su sueldo aumentado de manera sustancial.

La cuarta parte del traspaso sería para el Monaco

La oferta está lejos de la cantidad que aceptaría el Atlético para un jugador con una cláusula rescisión de 100 millones de euros. El mercado chino se cierra el próximo 28 de enero. Según el periodista Sven Claes, gran conocedor del fútbol belga y en contacto con el entorno del jugador, Carrasco llevaría desde el verano intentando una salida a China.

Su cláusula es de 100M€ y la oferta actual de 30M€

En su tercera temporada en el Atlético,  lejos de impresionar su regresión es evidente. Ha pasado de jugar en 53 partidos a haberlo hecho en sólo 28 y su aportación goleadora se ha dividido por más de tres (de 14 goles la temporada pasada a sólo 4).

- Publicidad -

COMENTARIOS